Web Design

3 cosas que nadie te explica al desarrollar tu sitio web

No hay duda alguna en que tener un sitio web es una necesidad más que un lujo, y es que la presencia online viene a ser la primera impresión que da un negocio . Y como con toda primera impresión, se debe buscar impactar y crear una experiencia memorable y duradera.

En nuestro último artículo mostramos los pasos a seguir para que un sitio web sea exitoso, pero más allá del marketing digital, también se necesita una estrategia en el plano tecnológico.

Es en esta etapa donde muchos negocios toman decisiones incorrectas y que van a arrastrar por el camino al éxito online.

Hay tres puntos que se deben tener en consideración al momento de planificar la implementación de un sitio web, los cuales detallaremos a continuación:

  1. Proveedor de Alojamiento y Dominios (Hosting & Domain): Saber en donde alojar tu sitio es tan importante como saber donde construir una vivienda. Necesitas saber que el terreno cumpla con ciertas características para poder llevar a cabo tu plan. Entre esas variables están: el tamaño del terreno, el tipo de suelo y las vías de acceso al mismo.
    Ocurre lo mismo con el servicio de hospedaje. Hay que tomar en cuenta que el plan que elijas realmente se adapte a tu necesidad. Generalmente el plan básico o medio de casi cualquier proveedor es más que suficiente para cubrir los requerimientos de un sitio web, pero ¿qué pasa si piensas incluir descargas de videos o materiales pesados para tus usuarios? Revisar esto con anticipación te evitará tener que incurrir en gastos extra. Igualmente es importante verificar que el servicio no tenga un límite de velocidad o de ancho de banda, ya que no quieres limitarle la experiencia a los usuarios y posibles clientes.
  2. Tecnología y lenguajes a utilizar: Existe una gran cantidad de lenguajes de programación, y aunque algunos son más utilizados o comunes que otros, todos tienen sus fortalezas y debilidades. Mantente alejado de tecnologías y lenguajes utilizados por pequeños grupos, ya que, lo más seguro es que estén pobremente documentado, así como aquellos que ya están en desuso (¿alguien recuerda a Flash?). Es como querer construir con materiales vencidos. Yo no lo haría. ¿y tú?layout
  3. Elección de motor: Seguramente han escuchado algo llamado CMS. También has visto por ahí a WordPress y Joomla. La historia es simple: antes, un diseñador y/o programador desarrollaban un sitio web. El cliente recibía su producto el cual era totalmente estático. Pasado un tiempo lo más seguro era querer actualizar el contenido, agregar otras imágenes o crear una nueva sección. ¿Que se hacía en ese caso? Volver a llamar al desarrollador. A medida que los dueños de sitios web iban aumentando y que cada vez se iban ideando nuevas opciones como chats y foros, se vió la necesidad de crear sistemas que de alguna manera mantuvieran el diseño base, pero permitieran gestionar el contenido sin tantos problemas. Y así nacieron los CMS.
    Hoy en día no debe ni considerarse la posibilidad de tener un sitio web que no sea dinámico. Sería como comprar un carro, que aunque por fuera sea muy llamativo, no tenga motor… ni ruedas. Hoy en día el contenido es el rey y debe dársele el trato correspondiente y merecido. Si tu sitio no puede cambiar, entonces no evolucionará y quedará atrás en la carrera por aparecer en las búsquedas. Es ahí donde entra la elección del CMS.
    Realmente existen muchos, pero el mercado se encuentra dominado actualmente por WordPress y Joomla, en ese orden. Se pueden ver miles de artículos comparando a los dos sistemas, ver a sus respectivos fans en guerras de comentarios defendiendo a su elegido, así que aquí no haremos eso. Simplemente diré algo que es real. Ambos sirven para hacer lo mismo, pero fueron concebidos con metodologías distintas. Hay quienes dicen que uno es más rápido o que el otro es más completo, que uno requiere muchos complementos extra o que el otro es más fácil de implementar. La realidad es que a ti como dueño del sitio tu prioridad es el poder manipularlo bajo tus necesidades. ¿Quieres un sitio tipo portal, con diferentes diseños, categorías y sub-categorías infinitas y gran solidez? Joomla es tu opción. ¿Quieres algo en donde sin mucho entrenamiento puedas crear contenido y publicarlo? WordPress es para ti.
    ¿Puedo usar Joomla para un blog? Si, pero yo usaría WordPress. ¿Puedo usar WordPress para un sitio con una tienda online? Si, pero yo usaría Joomla.

Sea para hospedar, desarrollar y gestionar, la verdad es que no hay una talla única en esta área y lo mejor es siempre estar bien asesorado.

¿Estás iniciándote en el camino de la presencia online? ¡Nosotros estamos para ayudarte!

Solicita una asesoría y recibe el apoyo de profesionales con amplia experiencia en el área.